jueves, 21 de enero de 2016

Bodas episcopales de Monseñor Carlos José Ñáñez, Arzobispo de Córdoba (1991-2016)

Queremos dar gracias a Dios por los 25 años de ministerio episcopal de Monseñor Carlos José Ñáñez, Arzobispo de Córdoba. La misa de acción de gracias se celebrará a las 8 de la mañana, horario de la misa radial transmitida por Cadena 3 Argentina y televisada por Canal C

La celebración presidida por monseñor Ñáñez tendrá lugar en el Santuario de la Virgen del Rosario del Milagro en la Basílica Santo Domingo, de la ciudad de Córdoba.

Monseñor Ñáñez fue designado obispo titular de Lete y auxiliar de la Arquidiócesis de Córdoba el 12 de diciembre de 1990, y recibe la Consagración Episcopal el 24 de enero de 1991.

En el lugar donde se encuentra nuestra Madre Patrona de la Arquidiócesis de Córdoba, modelo de “gratuidad”, daremos gracias al Señor por haber elegido a nuestro Obispo para servir como pastor y guía de su Pueblo, de la Iglesia peregrina de Córdoba en Argentina.

Agradecer a nuestro pastor por su entrega generosa en 25 años de servicio como Obispo de una iglesia amplia, diversa, rica, movilizadora, misionera, carismática, con un estilo de evangelización sencillamente pastoral; el mismo estilo del Cura Brochero a quien recordaremos dos días después por el aniversario de su muerte (1914), y de quien el Papa Francisco ha firmado el decreto de  Canonización, nuestro Santo cordobés.

El Papa Francisco nos recuerda incansablemente en sus discursos el valor de la gratuidad, dice que somos “objetos de la gratuidad de Dios”, que cada día es un retorno a la gratuidad a la que Dios nos creó y nos eligió; condición que marcó a la Virgen Santísima primera agradecida de los regalos de Dios.

A ella le llevamos esta ofrenda de acción de gracias. Para que proteja y cuide a nuestro Pastor cada día y en cada decisión, a la familia de monseñor Ñáñez, a los que están vivos, y a los que lo acompañan desde la eternidad como sus padres, abuelos, generaciones que le transmitieron la fe y al propio Cardenal Francisco Primatesta quien lo ordenó obispo en Córdoba. Ofrecemos y pedimos también por sus amigos cardenales, obispos y sacerdotes, y por tantos hermanos y hermanas que en estos 25 años de servicio pastoral, lo acompañaron y colaboraron con su ministerio episcopal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por participar comentando! Por favor, no te olvides de incluir tu nombre y ciudad de residencia al finalizar tu comentario.