miércoles, 14 de marzo de 2012

No una vida, sino dos

Atento a la reciente resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación a favor de la no penalización del aborto por violación en la interpretación del artículo 86 del código penal, el Arzobispo de Córdoba, Mons. Carlos José Ñáñez, quiere expresar su total  coincidencia con lo manifestado por la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal Argentina en su documento: “No una vida, sino dos”, del 18 de agosto de 2011, en donde se expresó claramente a favor de la vida señalando “…cuando una mujer está embarazada, no hablamos de una vida sino de dos, la de la madre y la de su hijo o hija en gestación. Ambas deben ser preservadas y respetadas. La biología manifiesta de modo contundente a través del ADN, con la secuenciación del genoma humano, que desde el momento de la concepción existe una nueva vida humana que ha de ser tutelada jurídicamente. El derecho a la vida es el derecho humano fundamental”.

“Deseamos escuchar, acompañar y comprender cada situación, procurando que todos los actores sociales seamos corresponsables en el cuidado de la vida, para que tanto el niño como la madre sean respetados sin caer en falsas opciones. El aborto nunca es una solución.”

Córdoba, 14 de Marzo de 2012 

1 comentario:

  1. Me pregunto: ¿si hasta la ciencia demuetra que se está asesinando a un SER HUMANO, por qué se pretende minimizar este "detalle", en nombre de los derechos de una de las partes? Sigo diciendo que hay tantos hombres y mujeres llenos de amor que adoptarían este hijo al nacer de quien lo engendró sin querer. Nuestra Señora del Valle, muéstranos el camino que abre a la Vida!

    ResponderEliminar

¡Gracias por participar comentando! Por favor, no te olvides de incluir tu nombre y ciudad de residencia al finalizar tu comentario.